Hijos sostenibilidad hogar
14 Febrero 2018 • Hogar

5 ideas para ahorrar energía en familia

Seguro que has escuchado a tus hijos e hijas repetir una y otra vez la definición de energía sostenible cuando estudian Ciencias Naturales. “Es aquella energía capaz de satisfacer las necesidades presentes sin comprometer los recursos y capacidades de las futuras generaciones” resonará en tu cabeza.

Pero, ¿sabías que ellos os pueden ayudar a cumplir dicho objetivo? Este 14 de febrero, Día Mundial de la Energía Sostenible, comienza a poner en práctica buenos hábitos energéticos con los más pequeños de la casa y recuerda, tú eres su mayor ejemplo.

Divide y vencerás

Que el juego es la mejor forma de aprender no es ningún secreto para ti, así que te proponemos 5 entretenidas ideas que podréis realizar en familia y que convertirán el ahorro energético en una auténtica diversión. Para ello deberéis dividir la casa en 5 zonas:

1. Baño

Muchos niños y niñas pasan por una temporada en la que el baño es el último lugar que quieren pisar. Nada que un reto sostenible no pueda solucionar: ¡vamos a cronometrar las duchas! De este modo tan sencillo querrán mostrarte cómo se superan día a día a la vez que ahorran agua al cerrar el grifo lo más rápido posible.

2. Salón

Cuando ya han terminado todos los deberes, tienen limpios los dientes y preparada la mochila para el día siguiente es el momento de pasar un rato en familia, tal vez jugando a un juego de mesa o viendo juntos la televisión. Pero cuando os vayáis a acostar recordad: no apaguéis el televisor con el mando a distancia, sino en el botón. Así evitaréis que permanezca en standby toda la noche.

3. Habitaciones

En esta zona debéis convertiros en auténticos detectives. Con vuestra ayuda, revisad juntos todas las bombillas de cada habitación y cambiadlas por bombillas de bajo consumo en caso de que no lo sean. Y no olvidéis recordarles que siempre que salgan de una habitación deben apagar la luz.

4. Cocina

Cocinar con los más pequeños es una de las mejores maneras de enseñarles a comer de forma saludable y de desarrollar su creatividad con nuevas recetas, pero también es un gran momento para ahorrar energía. Juntos podéis elaborar un calendario semanal de comidas y así podréis descongelar de forma natural los ingredientes que necesitéis, evitando usar el microondas. También los podéis meter en la nevera, ya que el frío que desprenden los productos al descongelarse hace que la nevera gaste menos energía.

5. Pasillos

Una forma divertida de que los niños y niñas aprendan es dándoles responsabilidades acordes a su edad. Así que, nómbrales oficialmente “vigilantes nocturnos” encargados de examinar quién se deja las luces encendidas. No se les escapará ninguna.

 

HAGAMOS DEL AHORRO ENERGÉTICO ALGO DIVERTIDO

Con estos pequeños gestos podemos conseguir grandes cambios, por eso educar desde la infancia es tan importante. Para eso nació “Hazlo Verde”, el programa de sensibilización medioambiental que ya cuenta con más de 100.000 participantes en su segunda edición.

El objetivo es convertir a los estudiantes en “Embajadores del Medio Ambiente”, siempre mediante el trabajo en equipo. La clase, organizada en grupos de “Patrulleros verdes”, identificará las carencias de su colegio o entorno a través de la “Misión Reciclaje”, “Misión Agua” y “Misión Energía”. Una vez realizada esta investigación deberán proponer una idea o proyecto para crear un hábitat mejor, siempre promoviendo la sostenibilidad.

Seguro que después de participar en “Hazlo Verde” os llevan numerosas ideas para utilizar en casa. ¡Ayúdales a ponerlas en marcha!